Olvídate de entrar en quirófano y del postoperatorio. La Dra. Téllez, especialista en medicina estética tiene la solución para que tengas tu nariz perfecta: la rinomodelación con hilos tensores.

La rinomodelación es una técnica que no requiere cirugía, tan solo dos hilos especulados que son reabsorbibles por nuestro organismo. Actúan favoreciendo la cohesión de las células logrando dos efectos:

1- Corrección del dorso nasal: en esta zona se coloca un solo hilo, que consigue afinar y alinear el dorso nasal.

2- Elevación de la punta: también con un solo hilo es posible  elevarla.

La finalidad es crear un tejido propio de soporte por efecto biológico.

El hilo insertado se reabsorbe a los seis meses, pero los hilos tensiónales generados por fibrosis natural, consiguen que el efecto tensor persista dos años.

Los resultados son visibles inmediatamente, aunque es a partir del primer mes cuando empieza a generarse la fibrosis de colágeno.

Los efectos secundarios son mínimos.

En cuanto a sus ventajas, las más apreciables son:

     1. Efecto inmediato, sin cirugía, sin postoperatorio

     2. Compatible con otros tratamientos faciales. Se realiza con anestesia local o simplemente hielo.

     3. El proceso tiene una duración máxima de 30 minutos

Este tratamiento corrige el dorso y eleva la punta nasal y se puede retocar las veces que se requiera.

 

 

 

tagged in Tratamientos