Viajar sola puede dar miedo, especialmente la primera vez.
Pensamos que nos puede suceder algo peligroso, que no podremos entendernos con los locales, que será difícil conocer gente… Pero ¡nada más allá de la realidad!, viajar sola no es una maldición, es una decisión de vida que te hará conocerte mejor, valorarte y madurar en muchos aspectos, desarrollar empatía, aprender a disfrutar de ti y tu tiempo y ganar más seguridad. Si estás decidida, Focus On Women, la agencia de viajes que descubre cada destino a través de sus mujeres, te da los mejores consejos para que tu travesía tenga un buen comienzo y un excelente final. www.focusonwomen.es

1. Planea tu itinerario. Cuando viajamos solas hacia algún destino que no conocemos, es importante que planeemos nuestros movimientos. Te ayudará a tener un mejor control de la zona y sobre todo a mantenerte más segura. Planea muy bien desde tu horario de llegada al aeropuerto de destino, la dirección de tu hotel y la distancia a la que se encuentran tus puntos de interés.

2. Cómo moverte. Investiga la zona por la que te moverás. Conocer el sistema de transporte es tan importante como planear qué llevarás en la maleta; investigar antes de llegar a tu destino te ahorrará tiempo, además, podrás evitar caer en alguna trampa para turistas.

3. No pierdas el contacto. Si te es posible manda tu ubicación por whatsapp o envía un correo electrónico de vez en cuando para dar señales de vida y asegurar a tus allegados que todo va bien.

4. Observa. Al llegar a tu hotel observa la zona, la gente, los comercios, ubica los servicios de emergencia… si no los has investigado antes, en la recepción del hotel te ayudarán con esa información. Confía en tu intuición,
si algo no te cuadra, evita la zona.

5. Asegura tus documentos y dinero. Mantén a salvo los documentos más importantes durante un viaje: pasaporte, tarjeta de crédito y dinero. Además, es recomendable llevar una copia de todos tus documentos.
(No te lamentarás si se extravían)

6. Únete a más viajeros. Tienes (y debes aprovechar) la oportunidad de conocer a más viajeros con los que tendrás mucho en común. En la actualidad, existen miles de opciones que nos dan ese “empujoncito” para perder la vergüenza; practica mealsurfing en restaurantes o coachsurfing con nativos, darás con gente que está en
la misma situación que tú.

Focus on Women es una agencia de viajes exclusivos y a medida cuyo carisma es descubrir cada destino a través de los ojos de sus mujeres, para contribuir a visibilizar su relevancia en el mundo y hacer de él un lugar mejor.

Fue fundada en 2009 por Alice Fauveau. Viajera apasionada, especialista en género, lujo, y, además, cantante de ópera. Alice quiso crear un nuevo modelo de negocio en el mercado español y una propuesta para todas aquellas mujeres que querían viajar solas pero no tenían con quien hacerlo. De esta forma viajar sola en grupo se convertía en una manera de hacer nuevas amigas con tus mismas inquietudes pero manteniendo tu independencia en el viaje.

El turismo es otra de las áreas de la cultura donde ha predominado la mirada masculina a lo largo de la historia, por eso Focus on Women, una empresa en el ámbito de la innovación social, conecta las realidades de las mujeres en el mundo y las visibiliza a través de viajes y experiencias, generando una red global de inspiración desde lo femenino.

Focus on Women diseña viajes a diferentes regiones del mundo, en los que una mujer destacada por su actividad y conocida por su relación con la cultura local ejerce de cicerone, mostrando a las viajeras (o viajeros, ya que también pueden ir hombres) los lugares más recónditos del territorio y sus costumbres, lejos de los circuitos convencionales.

Cada recorrido incluye encuentros y experiencias con la población femenina del país visitado, encuentros con las mujeres más inspiradoras de los países: escritoras, músicos, intelectuales, deportistas…. y
visitas a proyectos sociales de género.

La duración de los viajes va desde los 4 días hasta los 18 días y el rango de precios oscila entre los 1000 euros del viaje a Marrakech a los 6.500 euros del viaje a Japón con Rosa María Calaf de cicerone.